Skip to content

El peso mexicano, la tercera moneda más perdida en la primera mitad de 2020

Es la tercera moneda más depreciada en 2020, sólo después del real brasileño, que se ha desplomado en un 35%, y del rand sudafricano, con una caída del 23,9%.

El peso mexicano, la tercera moneda más perdida en la primera mitad de 2020

El peso mexicano, la tercera moneda más perdida en la primera mitad de 2020

Sólo detrás del real brasileño y el rand sudafricano, el peso mexicano fue la tercera moneda más grande, perdiendo terreno frente al dólar en la primera mitad de 2020.

Después de cerrar el año 2019 a 19,16 unidades por dólar en las ventanillas de CitiBanamex, el tipo de cambio cerró este martes a 23,36 pesos, una devaluación acumulada de 4,20 unidades o 21,9% en el primer semestre del año.

En las negociaciones internacionales, el peso acumuló una pérdida del 21,5%, según la agencia Bloomberg.

Esta es la tercera moneda que más se devaluará en 2020, sólo después del real brasileño, que cayó un 35%, y el rand sudafricano, que cayó un 23,9%.

Leer también: El peso mexicano y el mercado de valores pierden terreno debido a la renovada preocupación por el coronavirus

En cambio, el franco suizo fue la moneda que más se apreció frente al dólar, con una apreciación del 2% en el año, seguido del dólar taiwanés con un 1,4% y del yen japonés con un 0,6%.

Este año, la principal presión sobre la moneda mexicana llegó en marzo cuando los inversores entraron en pánico y comenzaron a vender pesos para protegerse de la recesión económica mundial que desencadenó el Covid-19.

La moneda terminó el 23 de marzo a 25.68 unidades, el peor precio de cierre en la historia del peso mexicano.

Según los analistas, la devaluación del tipo de cambio también estuvo vinculada al colapso de los precios del petróleo, la degradación de las calificaciones crediticias de México y Pemex, la desinversión de los extranjeros en valores del gobierno y la desconfianza en las decisiones gubernamentales, según los analistas.

Lea también: El peso mexicano, entre las 3 principales monedas victoriosas de los mercados emergentes

Con la llegada del mes de mayo, los inversores comenzaron a ser optimistas sobre la reapertura de algunas economías, especialmente en los Estados Unidos, lo que hizo que el dólar perdiera terreno frente a la mayoría de las monedas.

Como resultado, el peso alcanzó un nivel inferior a 22 unidades por dólar a principios de junio, lo que también se relacionó con la especulación del mercado de que la Reserva Federal enviaría su principal tasa de interés a territorio negativo.

En las últimas semanas, sin embargo, el dólar ha recuperado su fuerza contra casi todas las monedas en respuesta a un aumento de los casos de Covid 19 en todo el mundo.

Notas relacionadas

Mayo, el mejor mes para el peso en 25 años

Durante este mes, la moneda mexicana pasó de 24,47 unidades por dólar a 22,56 en el mostrador, lo que significa una apreciación acumulada de 1,91 pesos o 7,8%; es la ganancia más robusta en un mes desde abril de 1995