Skip to content

A pesar del rebote de Covid en California, BC abre la frontera a los turistas el 4 de julio

Los restaurantes de Baja California se preparan para recibir a los americanos que celebrarán el Día de la Independencia

A pesar del rebote de Covid en California, BC abre la frontera a los turistas el 4 de julio

A pesar del rebote de Covid en California, BC abre la frontera a los turistas el 4 de julio

Tijuana – Los restaurantes de Baja California se preparan para recibir a los turistas estadounidenses que celebrarán el 4 de julio, Día de la Independencia, en suelo azteca, después de que el gobierno californiano-estadounidense ordenara el cierre de las tiendas debido al aumento de las infecciones de Covid-19 en la región. Las autoridades locales de los puertos fronterizos de comunidades de estados como Sonora y Tamaulipas decidieron incluso cerrar sus fronteras como medida preventiva, mientras que en esta entidad sólo el gobierno de Mexicali decidió colocar filtros sanitarios para controlar la entrada de personas que viajan de EE.UU. a México. Aunque cada entidad aplica su propia política de protección, el Ayuntamiento de Tijuana decidió dar la bienvenida a los residentes de los Estados Unidos, decisión que también fue refrendada por las empresas de Playa Rosarito y Ensenada, que quieren aprovechar las celebraciones para reactivar su economía a pesar del escenario de la pandemia. Por ejemplo, Papa’s & Beer, un emblemático bar al aire libre a orillas del Océano Pacífico en el pueblo de Rosarito, que tradicionalmente recibe a cientos de jóvenes que vienen de los Estados Unidos para ir de vacaciones con la cerveza en la mano y que se conoce como Spring Breaker, ya había establecido su horario para este fin de semana.

Aunque el cierre del jueves pasado era para el viernes, los empleados del gobierno local retiraron los sellos para aprobar las actividades del bar, que, según un comunicado de la propia empresa, ahora sólo ocupa el 30% del espacio y mantiene las medidas sanitarias impuestas por la autoridad, además de convertir el bar alcohólico en un bar restaurante. El Presidente de la Cámara Nacional de Restaurantes e Industria de Alimentos Condimentados (Canirac), Miguel Ángel Badiola, apoyó tanto la decisión del Gobierno de Tijuana como la de Ensenada y Mexicali, que es la primera en mantener sus puertas abiertas a los visitantes sin filtros y el resto por sus restricciones. “Lo que estamos viendo con los vecinos de EE.UU. es que estas empresas se han relajado. Puedo decirles que en el caso de Tijuana, por ejemplo, las medidas son mucho más rigurosas, y un ejemplo es que abrimos el 15 de junio y no hemos visto ninguna recuperación en la ciudad”, dijo. vare/rcr