Skip to content

Se exige a “El Bronco” que detenga la construcción de apartamentos en el Parque Fundidora

El edificio de los departamentos propone destruir el parque más emblemático de Monterrey; el Plan Maestro del sitio lo indica como parte del patrimonio que en 1988 el gobierno federal dio a Nuevo León para una zona verde

Se exige a

Se exige a "El Bronco" que detenga la construcción de apartamentos en el Parque Fundidora

PG02 Monterrey, NL – Los residentes del conurbano pidieron al gobernador Jaime Rodríguez Calderón “El Bronco” y al intendente de esta ciudad, Adrián de la Garza Santos, que detengan la construcción de tres torres residenciales que una empresa inmobiliaria quiere poner en funcionamiento en el Parque Fundidora para el año 2022.

A través de una petición en la plataforma change.org, que ha recibido más de trece mil firmas de apoyo hasta este sábado, los insatisfechos con el proyecto han revelado: “Especialmente en momentos en que deberíamos apreciar más los espacios que benefician la calidad del aire que respiramos, los espacios públicos que facilitan los encuentros armónicos, en tiempos de conflicto se proponen destruir el parque más emblemático de Monterrey para construir viviendas”.

“Debemos entender que el dinero no puede respirar. La pérdida de Fundidora sería irreparable en una ciudad cuya calidad del aire es ya la peor del país y cuyo nivel de violencia está de alguna manera relacionado con la calidad de vida de sus habitantes”, añadieron.

También dijeron que pocas ciudades del país tienen un espacio como Fundidora: “Las familias, los deportistas e incluso las personas que no lo visitan sufrirían una gran pérdida, en detrimento de la calidad [del aire] y el aumento de [la delincuencia] y los problemas de tráfico en una ciudad que ya está en conflicto.

No tenemos ningún valor para nuestros espacios y por lo tanto la mayoría de nuestras fuentes de agua están contaminadas y hay pocos espacios verdes debido a la población, comentaron los que están en contra de la construcción de los departamentos, en un país que, como ex mineros y el plan maestro del Parque Fundidora como parte del patrimonio destacan, fue puesto a disposición de los espacios verdes por el gobierno federal de Nuevo León en 1988.

Extrabajadores de Fundidora informó de que en la zona había un taller de maquinaria pesada de la antigua empresa de fundición que tuvo una influencia fundamental en la industrialización de Monterrey.

Sin embargo, según los directores del parque, el terreno en el que se proyectan las torres residenciales “siempre ha pertenecido a un individuo”. Pero dado lo que dice el documento original sobre los límites del área recreativa y lo que dicen los ex mineros, al director del Parque Fundidora, Fernando Villarreal Palomo, se le ha pedido información desde el 21 de julio, y hasta ahora no ha dado una respuesta.

Mientras tanto, los que están en contra de las torres de los departamentos dicen “Necesitamos que los gobernadores, tanto del municipio de Monterrey como del estado, detengan este proyecto. Todavía estamos a tiempo, el remedio será imposible”, y los antiguos mineros anunciaron que en los próximos días instalarán módulos para recoger firmas de rechazo al proyecto inmobiliario.