Skip to content

Después de cuatro horas, abren el informe de la patente

Las comisiones eliminan del texto el tiempo para los farmacéuticos

Después de cuatro horas, abren el informe de la patente

Después de cuatro horas, abren el informe de la patente

La llamada cláusula Bolar, prevista en el acuerdo comercial entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), provocó ayer un desacuerdo entre los escaños del Senado al intentar incorporarla a la nueva ley de protección a la innovación industrial, hasta el punto de poner en peligro la exigencia de un plazo extraordinario.

Las Comisiones Unidas de Estudios Económicos, de Salud y Legislativos de la Segunda Cámara debatirían a las 13.00 horas la legislación que sustituirá a la Ley de Propiedad Industrial, pero debido a las diferentes interpretaciones de los artículos 57 y 162 de esta última ley, se aplazó hasta las 17.00 horas.

Durante la primera sesión, el grupo Morena rechazó la sentencia por considerar que carecía de “razón social” y que debía beneficiar a los grandes laboratorios farmacéuticos que producen patentes e inventos todos los años.

El presidente de la Comisión de Sanidad, Miguel Ángel Navarro (Morena), aseguró que desde su grupo luchan para que las normas tengan “un profundo contenido social” y que en ningún caso abogan por extender este poder a las empresas.

“No creemos en absoluto que la investigación y la innovación sólo sirvan al mercado. Exigimos que la ley se someta a los derechos humanos”, dijo.

En este contexto, el Presidente de la Comisión Económica, Gustavo Madero (PAN), solicitó un receso para los tres organismos e incluso propuso retirarlos del paquete legislativo propuesto desde la semana pasada para el período extraordinario de hoy.

“Las condiciones no están para gobernar, es algo que el grupo de Morena nos pide que hagamos: Es hora de determinar su posición. No quiero entrar en detalles, sino mantener un canal de comunicación institucional”, dijo.

En cuanto a las redes sociales, el senador Manuel Velasco dijo que no se debe votar por el fallo porque “convertiría al país en un paraíso para los medicamentos patentados, lo que no sólo afectaría los bolsillos de los mexicanos, sino que incluso crearía puestos de trabajo”.

Después de cuatro horas de negociaciones, los miembros de las tres comisiones lograron desbloquear el proceso y acordaron eliminar del texto del documento el período durante el cual se pueden realizar estudios previos de un medicamento patentado.

Según el texto, se suprimió el plazo de tres y ocho años del artículo 57, que se refiere a la denominada cláusula Bolar, para que los laboratorios genéricos pudieran empezar a analizar los medicamentos o las vacunas.

Sin embargo, los derechos exclusivos sobre estos insumos se limitarán a 20 años sin acceso a renovación, calculados a partir de la fecha de presentación aceptada de la solicitud, y estarán sujetos al pago de los derechos correspondientes a cada año, como se indica en el Artículo 53 del proyecto.

Además, se ha modificado el artículo 162, que la Asociación Nacional de Fabricantes Farmacéuticos (Anafam) acusó de estar “excesivamente protegido por patentes”, ya que, como subrayaron en un comunicado de prensa, en este apartado se incluyen todos los que pueden utilizarse en los medicamentos “sin que éste sea el objetivo del enlace”.

La modificación del artículo 162 de la Ley, que se somete hoy a votación en el pleno de la Cámara de los Lores, logró finalmente el objetivo de que el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) publique semestralmente una lista de los derechos relativos a las invenciones susceptibles de ser utilizadas en los medicamentos alopáticos.

La nueva ley también tiene por objeto armonizar la legislación nacional con el contenido del Tratado Integral y Progresivo de Asociación Transpacífica (TIPAT) y el modernizado Tratado de Libre Comercio entre México y la Unión Europea.

Con los avances realizados, el pleno de la Comisión Permanente aprobó hoy el nombramiento del mandato extraordinario del Senado; se añaden la ley de protección de la innovación industrial y otras cuatro sentencias.